El gobernador Oscar Herrera Ahuad firmó el decreto 1.334/21 por medio del cual todos los trabajadores públicos de Misiones deberán regresar al trabajo presencial, salvo algunas excepciones tipificadas en el mismo instrumento legal que apareció en el Boletín Oficial de la provincia este martes.

De esta manera, el personal de la administración central, entes autárquicos y organismos descentralizados, docentes y policías, “deberán concurrir a prestar el débito laboral a su respectivo lugar de trabajo”, tras las medidas establecidas en marco de la pandemia por el coronavirus.

La ministra de Trabajo y Empleo de Misiones, Silvana Giménez, explicó que de todos modos, dependerá de cada organismo y que los responsables de todas las áreas deberán evaluar y tomar las medidas que consideren necesarias.

 

“Ya está publicado en el Boletín Oficial la vuelta a la presencialidad. Igualmente se van a estar trabajando con burbujas, se va evaluar la situación de cada organismo, cada cabeza de organismo va estar evaluando”, informó la funcionaria durante una entrevista radial.

 

Giménez puntualizó además, que las únicas licencias Covid que se mantendrán serán las que benefician al personal que padece inmuno deficiencia, VIH, aquellos que utilizan medicaciones depresoras como algunos casos muy puntuales, pacientes oncológicos y trasplantados y  trasplantados de órganos sólidos.

 

 

“La resolución alcanza  a la administración pública centralizada y descentralizada. Toda la administración pública, que estén dentro del régimen de empleado público”, insistió.

 

La ministra recordó que en su momento, solo los trabajadores mayores de 60 años dejaron de asistir. “A partir del decreto del gobernador todos regresarán al trabajo. Esto tiene que ver también con la situación epidemiológica que está viviendo la provincia. Está bueno, esta situación binaria, trabajando siempre, cuidando la salud de los misioneros pero también el trabajo”, destacó.

 

Giménez aclaró además que no existe un decreto que obligue a recibir alguna de las vacunas contra el coronavirus. “La verdad es que vacunarse es una responsabilidad de todos y esperemos que no sean tantas las personas de 60 años o todas las que están habilitadas para vacunarse”, indicó.

 

Para finalizar, la funcionaria provincial admitió que el trabajo en la administración pública debería ser plena, similar a lo que ocurría antes de que se estableciera la pandemia. “Salvo estos casos específicos que determina el decreto, que están exceptuados que siguen con la licencia Covid”, concluyó.