Misiones es una de las siete provincias de las regiones del NEA y NOA en las que existen más trabajadores inscriptos en el Registro Nacional de la Economía Popular (Renatep) que en el sector privado.

La lista, que se desprende de un informe presentado ayer y que detalló que los inscriptos en el registro alcanzan los 2.800.000, se completa con las provincias de Catamarca, Chaco, Formosa, Jujuy, Salta y Santiago del Estero.

Según explicó Pablo Chena, director nacional de Economía Social y Desarrollo Local, la situación laboral del Norte Argentino “nos muestra que en esas provincias la forma productiva dominante es la que está relacionada con la economía popular”.

“Las condiciones productivas y laborales en esas provincias lamentablemente son aquellas en las que la vulnerabilidad social y productiva son muy marcadas, lo que repercute en los ingresos y las condiciones de vida de la población”, agregó el funcionario.

El último informe elaborado por el Instituto Provincial de Estadística y Censos (Ipec), de junio de 2020, reveló que en la provincia de Misiones se contabilizaban 102.467 trabajadores asalariados en el sector privado. Desde ese entonces a hoy, el registro de informalidad a nivel nacional casi se triplicó, pasando de 1 a casi 3 millones de trabajadores informales en un año.

En este sentido, los trabajadores misioneros de la economía popular rondan los 150.000 inscriptos en el Renatep, ya que representan el 5,4% a nivel nacional.

Radiografía

El Renatep se creó en julio de 2020 y funciona bajo la órbita de la Secretaría de Economía Social. En diciembre de ese año, había 1 millón de personas anotadas, de las cuales casi todas accedieron al plan Potenciar Trabajo.

A agosto de este año, el número de anotados casi se triplicó, ya que pasó a ser de 2.830.520 en total. En promedio, se incorporaron 217.732 trabajadores y trabajadoras de la economía popular por mes.

La mayoría, el 57,3%, son mujeres. Se trata de una población joven, en la cual el 64,3% de los trabajadores y trabajadoras se ubica entre los 18 y los 35 años de edad.

A nivel geográfico, la región centro del país es la que presenta la mayor cantidad de inscriptos (50,5%) y Buenos Aires es la provincia que encabeza la cantidad de personas registradas, con el 35,6% del total nacional. Le siguen Tucumán (6,2%), Santiago del Estero (6,1%), Salta (6,1%) y Chaco (5,8%).

Si se toma como referencia la distribución por ramas, como las ocupaciones, se destacan, por ejemplo, los que se desempeñan en los comedores y merenderos comunitarios (26,3%); servicios de limpieza (10,5%); agricultura (6,6%), vendedores ambulantes (4,7%); albañiles (4,2%); auxiliar en obras de construcción (3,9%); Peluquería, depilación, manicura o masajista (3,6%); asador y cocinero o cocinera (3,4%); feriantes (3,2%).

En total, los servicios socio comunitarios y servicios personales y otros oficios concentran el 61,5% de los casos, seguido por comercio popular y trabajos en espacios públicos (12,1%). El resto de las ramas de actividad no alcanzan al 10%, siendo transporte y almacenamiento la que registra menos cantidad de inscripciones (1,2%).

Se estima que unos 6 millones de ciudadanos argentinos se ganan la vida de manera no registrada, con los cual los 2.830.520 que forman parte del Registro Nacional de Trabajadores de la Economía Popular constituye un 50% y pretende crecer, puesto que el objetivo precisamente es el de reconocer, formalizar y garantizar los derechos laborales de este grupo facilitando herramientas que les permitan potenciar su trabajo a través de programas que dependen de Desarrollo Social.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente La Voz de Misiones